Tuits de @red_alass

Acceso miembros

Si encuentra problemas para registrarse, favor communicarse con alass@alass.net

Brasil

El consumo de sal en Brasil está cerca de 11 gramos por persona por día. Mucha sal se agrega en la mesa

Brasil ha creado unos objetivos voluntarios sobre los límites de sal en la alimentación. Desde 2007, los acuerdos voluntarios entre gobierno e industria brasileña incluye la reformulación de alimentos para lograr una reducción de sodio. Brasil cuenta con una estrategia nacional para reducir el consumo de sodio. Su objetivo es lograr una ingesta máxima diaria de sal de 5 g en 2020, mediante la reducción de la ingesta de las principales fuentes de sodio (sal añadida y alimentos procesados). La estrategia implica el diálogo con la industria alimentaria, el establecimiento de metas bianuales específicos para diferentes categorías prioritarias de alimentos (por ejemplo, una disminución del 10% al año hasta 2014) y hacer frente a la reducción de sal agregada a través de acciones de educación e información. ANVISA monitorea el proceso.

También ha proporcionado la Guía Alimentaria para la población de Brasil, cuyas sugerencias se pueden encontrara aquí: Guía Alimentaria Brazil.

La estrategia nacional: Plano de Ações Estratégicas para o Enfrentamento das Doenças Crônicas Não Transmissíveis 2011 - 2022

Más información: http://dab.saude.gov.br/portaldab/ape_promocao_da_saude.php?conteudo=reducao

Además de los avances a nivel político, diversas organizaciones de la sociedad civil y otros organismos han realizado diferentes acciones como estudios de investigación y campañas de prensa. A continuación algunos ejemplos:

En el marco de MERCOSUR, Brasil firmó el acuerdo para reducir el consumo de sodio en junio 2015.

Tipo Instrumento normativo Año Elementos principales
Ordenanza MS 3.092/2007 (Termo 004/2011, 34/2011, 35/2011, sin número) Acuerdos voluntarios entre gobierno e industria (Enlace para bajar información) Desde 2007 Desde 2010, los acuerdos voluntarios entre gobierno e industria brasileña incluye la reformulación de alimentos para lograr una reducción de sodio. Brasil cuenta con una estrategia nacional para reducir el consumo de sodio. Su objetivo es lograr una ingesta máxima diaria de sal de 5 g en 2020, mediante la reducción de la ingesta de las principales fuentes de sodio (sal añadida y alimentos procesados). La estrategia implica el diálogo con la industria alimentaria, el establecimiento de metas bianuales específicos para diferentes categorías prioritarias de alimentos (por ejemplo, una disminución del 10% al año hasta 2014) y hacer frente a la reducción de sal agregada a través de acciones de educación e información. ANVISA monitorea el proceso.

Plan Nacional de Reducción del Consumo de Sal en el Brasil, complementando las estrategias nacionales de nutrición y de prevención de las ECV y el Plan Nacional para Enfrentar las Enfermedades Crónicas No Transmisibles (2011-2012). Puesto en marcha en el 2011, con la coordinación general conjunta del Ministerio de la Salud y el organismo nacional regulador de los alimentos (ANVISA) y con la participación de la Asociación Brasileña de Empresas de la Alimentación (ABIA). Ingesta recomendada 5 g de sal (2000 mg sodio/día por persona). Los alimentos considerados para disminuir la sal son: pastas instantáneas (fideos precocidos y fideos para sopa); pan y bollos producidos industrialmente; tortas y mezclas para tortas; refrigerios; productos cárnicos procesados; condimentos y salsas; margarinas; mayonesa; cereales para el desayuno; productos lácteos; comidas producidas industrialmente; bizcochos; galletitas; comidas preparadas y pan artesanal de panadería.

Guia Alimentar para a População Brasileira 2014 2014 http://189.28.128.100/dab/docs/portaldab/publicacoes/guia_alimentar_populacao_brasileira.pdf
Plano de Ações Estratégicas para o Enfrentamento das Doenças Crônicas Não Transmissíveis 2011 - 2022 2014 Plano de Ações Estratégicas para o Enfrentamento das Doenças Crônicas Não Transmissíveis 2011 - 2022

(Actualizado: 10 de agosto de 2015)